“Por el agua de Granada, sólo reman los suspiros”

Estela del Carmen González Bejarano
3ºD

Los pasados 12 y 13 de febrero el alumnado de 3º ESO disfrutó de un viaje a Granada que perdurará en su memoria durante años.

Estela, alumna de 3º D nos cuenta su experiencia:

"El viaje duró alrededor de unas 4 horas en autobús. Cuando llegamos nos alojamos en un albergue llamado Intur Joven. Hicimos grupos de entre 2 y 4 personas, nos repartieron las llaves de las habitaciones y fuimos a dejar las maletas. Más tarde bajamos al comedor para almorzar todos juntos y después descansamos en las habitaciones un rato. 

A continuación nos dirigimos a visitar la Alhambra, la cual es enorme. Ya que duró unas 2 horas la visita. Las paredes están recubiertas con grabados de yeso y escayola, cubriendo completamente la superficie de los muros. Así lograban ocultar los sencillos materiales utilizados y mostrar la gran riqueza en las construcciones. También hay mucha cerámica que era utilizada como decorativo de la arquitectura nazarí, adornando bóvedas, pavimentos o zócalos. Otros de los materiales más utilizados eran el mármol  para columnas y losas y la madera para los techos.
Cuando terminamos la visita volvimos al albergue y luego cenamos y vimos el fútbol
(Real Betis - Deportivo). Por la noche fuimos caminando hasta una bolera donde hicimos grupos para jugar por turnos a los bolos e intentar ganar para conseguir un trofeo como semiganador o ganador. Cuando terminamos volvimos al albergue y nos fuimos a dormir.
Al día siguiente, por la mañana, temprano, acudimos al "Biodomo", donde nos enseñaron todo tipo de seres vivos, desde acuáticos y marinos como peces, tiburones, corales y mantas raya, hasta terrestres como monos, ranas, mariposas, serpientes, etc.
También pudimos observar experimentos y robots.
A la hora de comer nos dirigimos al centro y cada uno comió en el sitio que quiso. Más tarde fuimos a comprar souvenirs o regalos. Y sobre las 16:30 salimos de vuelta para La Puebla del Río. 

Para mí ha sido una experiencia increíble, además me lo he pasado muy bien con todos mis amigos y he aprendido un montón".

Los estudiantes pudieron comprobar las palabras de Miguel de Unamuno: ““Las lágrimas me subían a los ojos, y no eran lágrimas de pesar ni de alegría, eran de plenitud de vida silenciosa y oculta por estar en Granada”.

Os dejamos todo el reportaje fotográfico de los momentos vividos.








"No sé si llamé cielo a esta tierra que piso, si esto de abajo es el paraíso ¿Qué será la Alhambra, cielo?". Lope de Vega













“Todo curioso viajero guarda a Granada en su corazón, aún sin haberla visitado”. William Shakespeare.




Catedral


En el Parque de las Ciencias con alguien muy especial: Albert Einstein